Texto icono

BLOG

DEL PATRONATO DE LA ALHAMBRA Y GENERALIFE

30 diciembre 2011

¿Sabías que el Patio de los Leones estaba cubierto de mármol en el siglo XV?

patio_leones_21La restauración del Patio de los Leones concluirá a comienzos del 2012. Además de exhibir las esculturas de los Leones restaurados y su Fuente, el suelo del Patio más emblemático del mundo recuperará su imagen histórica a partir de su pavimentación con mármol blanco de Macael. La solución permitirá poder acceder al patio, lo que era imposible desde la última remodelación de la zona en los años noventa. La idea de que allí había un jardín ha sido descartada, ya que la superficie de roca subyacente hace inviable la existencia de un espesor mínimo de tierra vegetal. El estudio exhaustivo de la documentación histórica procedente de diferentes archivos nacionales ha desvelado que el suelo estuvo cubierto a finales del siglo XV con mármol blanco, por lo que la nueva intervención se aproxima a esta imagen también empleada a lo largo de la historia de la conservación del Monumento y contribuirá a una mejor conservación del sistema hidráulico de la fuente. En 1494, el humanista austriaco Jerónimo Münzer había descrito por primera vez el Patio de los Leones con una solería de mármol blanco y una fuente central con una taza. Ocho años después, Antonio Lalaing dejó constancia de la misma configuración con la salvedad de que habían sido añadidos seis naranjos. Diferentes fuentes refieren que a finales del siglo XVII el complejo sufrió una importante remodelación. El suelo pasó a ser de cerámica en espiga con colores azul, blanco, verde y negro. En 1770, el hispanista inglés Henry Swinburne visitó la Alhambra. En 1779 publicó el libro Viaje alrededor de España, en el que se adentraba en sus monumentos principales. Uno de ellos fue la Alhambra. Swinburne describe el Patio de los Leones con gran precisión y pueden apreciarse nuevos cambios en la solería, esta vez compuesta por cerámica en espiga con piezas cocidas y vidriados en azul y blanco. Ya durante la ocupación francesa, en 1810, el general Sabastiani ordenó retirar el pavimento y plantar un jardín con rosas, jazmines y arrayanes. Fue necesario rellenar de tierra natural los cuadrantes y emplear maceteros. En la segunda mitad del siglo XIX los jardines fueron eliminados y se recuperaron los niveles originales en las galerías con la disposición de baldosas de cerámica ochavadas con olambrillas verdes, blancas y azules. En los intercolumnios se regresó al mármol. En 1974 se decidió volver a plantar diferentes especies en los cuadros del patio, y en 1987, se decidió que el acabado del Patio fuese en gravilla del río Guadalquivir a su paso por Mengíbar. Sin embargo, esta solución propiciaba ruido y provocaba su dispersión por el resto del palacio, lo que ocasionaba en muchos casos desperfectos en el pavimento del resto del Monumento y en los canales de la Fuente de los Leones. Esta circunstancia, ocasionó que, por motivos de conservación, se prohibiera el acceso al Patio, que los turistas podían apreciar desde un perímetro habilitado al efecto pero no pisar.

Icono con un más

Te puede interesar

Descubre más temas
relacionados con esta entrada.

Dobla de Oro: un viaje por el pasado a través de la Alhambra y seis monumentos más
09 septiembre 2020

Dobla de Oro: un viaje por el pasado a través de la Alhambra y seis monumentos más

LEER MÁS
Visitas gratuitas a la Alhambra para los granadinos: cuándo y cómo
03 septiembre 2020

Visitas gratuitas a la Alhambra para los granadinos: cuándo y cómo

LEER MÁS
Vuelve “Lorca y Granada” al Teatro del Generalife
20 julio 2020

Vuelve “Lorca y Granada” al Teatro del Generalife

LEER MÁS

Icono comentarioDeja tu comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario así como nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

La configuración de privacidad ha sido guardada
Configuracion de Privacidad

Cuando visita nuestro sitio web, este puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Esta información puede ser sobre usted, sus preferencias o su dispositivo y se utiliza principalmente para lograr que el sitio funcione como se espera. La información generalmente no lo identifica en forma directa, pero puede ofrecerle una experiencia web más personalizada. Respetamos su privacidad, por ello puede optar por excluir algunos tipos de cookies haciendo clic en cada una de las opciones que le ofrecemos a continuación. Sin embargo, si bloquea algunos tipos de cookies, su experiencia de usuario puede verse afectada y también los servicios que podemos ofrecerle.

Las cookies necesarias son inprescindibles para que el sitio web funcione correctamente y no es posible desactivarlas. Por lo general, sólo se configuran en respuesta a sus acciones realizadas al solicitar servicios, como establecer sus preferencias de privacidad, iniciar sesión o cumplimentar formularios. Puede configurar su navegador para bloquear o alertar sobre estas cookies, pero si hace esto es posible que el sitio web no funcione del todo de forma correcta. Estas cookies no almacenan ninguna información de identificación personal.

Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden ser desactivadas.
  • wordpress_gdpr_allowed_services
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined
  • _icl_current_language

Rechazar todas las cookies
Seguir navegando