Texto icono

BLOG

DEL PATRONATO DE LA ALHAMBRA Y GENERALIFE

11 septiembre 2017

Richard Ford y la Alhambra: vida y antecedentes

Richard Ford (1796-1858) ha sido uno de los viajeros ingleses que más ha contribuido a difundir la imagen de España en el resto de Europa a partir del siglo XIX. La prueba de ello son sus numerosos escritos, entre los cuales vamos a destacar Handbook for a travellers in Spain and readers at home. Aunque en primer lugar haremos un breve recorrido por ciertos aspectos de su vida. Richard Ford nace en el seno de una familia acomodada y se educa en el Trinity College de Oxford donde estudia Derecho, profesión que nunca ejerció. Entre 1815 y 1822 se dedica a viajar por Europa (Francia, Suiza, Austria, Viena e Italia) pues sus cuantiosas rentas se lo permitían. Conocemos el aspecto físico de Richard Ford por un retrato que de él hizo el pintor costumbrista sevillano, José Domínguez Bécquer Insausti, padre del poeta Gustavo Adolfo Bécquer, y donde aparece vestido de majo. En 1824 se casa con Harriet Capel, hija del Conde de Essex, y se instalan en Londres, donde se relaciona con personas de la talla del Duque de Wellington o con el escritor norteamericano Washington Irving. Estas amistades, sin duda, despertaron su interés por España. En 1830 se instala en nuestro país, concretamente en Sevilla, y posteriormente en Granada, junto con sus tres hijos y su esposa, que tenía problemas de salud y a quién beneficiaría en sus dolencias las suaves temperaturas del sur de España. Cuando llega a Granada, en un primer momento de aloja en la Fonda del Comercio, logrando posteriormente permiso del Alcaide de la Alhambra en ese momento, para instalarse en las habitaciones del Gobernador de la Alhambra [estas habitaciones se ubicaban sobre el Mexuar, y comprendían también algunas dependencias en torno al Cuarto Dorado, incluida la galería volada hoy desaparecida], aunque debido al estado de abandono en el que se encontraban fue preciso acondicionarlas.

Richard Ford alterna sus estancias entre Sevilla, durante el invierno, y en Granada en la época estival. Así en abril de 1833, meses antes de su partida hacia Londres, se aloja en Granada en la casa de Doña Clara [dependencias ubicadas sobre la sala de los Reyes que suprimirá una restauración de Rafael Contreras], donde estuvo sólo unos días, y en la Casa Sánchez [edificio que hoy conocemos como palacio del Partal y torre de las Damas]. Durante los últimos meses de su estancia en Granada coincide con Girault de Prangey, que dibujaba afanosamente las salas de la Alhambra entre 1832-1833; recibe en la Casa Sánchez, donde ha establecido su residencia, al pintor John Frederick Lewis que toma apuntes del natural de nuestro país y por supuesto de la Alhambra entre 1833 y 1834; también conoce al escritor Simón de Argote, autor de Nuevos paseos históricos, artísticos, económico-políticos por Granada y sus contornos. En el verano de 1834 también llegan a la Alhambra, dos jóvenes arquitectos Owen Jones y Juley Goury con el objetivo de hacer fieles reproducciones de su arquitectura, de sus yeserías y alicatados. Goury contrae la peste y muere, y Jones regresa al Reino Unido donde comienza a organizar los dibujos y planos realizados. El resultado se edita en 2 volúmenes entre 1842-1845. La Biblioteca del Patronato de la Alhambra y Generalife cuenta con un ejemplar.

Durante estos tres años de su estancia en nuestro país, aprovecha para recorrer zonas de España completamente apartadas de las rutas habituales de los viajeros románticos en esa época. Visita todo el arco del Levante, desde tierras almerienses hasta Barcelona; toma la Ruta de la Plata y, a través de Extremadura y Castilla, llega a Santiago de Compostela; se mueve por el centro de la península para visitar Madrid, Toledo, Salamanca, Segovia o Guadalajara; rastrea las huellas de la historia en Andalucía; aprovecha para hacer una incursión a Marruecos, donde visita Tánger y Tetuán. Su carácter viajero e inquieto acabaría por verse plasmado en el Manual, publicación de la cual hablaremos en un próximo artículo.

Rosa García Blanco (jefa del Departamento de Difusión de la Biblioteca de Andalucía, anteriormente asesora técnica de la Biblioteca del Patronato de la Alhambra y Generalife). Gonzalo de Lázaro Gonzalo (asesor técnico del Servicio de Investigación y Difusión). Alejandro Daza García (experto en arquitectura y patrimonio).

Icono con un más

Te puede interesar

Descubre más temas
relacionados con esta entrada.

Los jardines de la Alhambra, candidatos a convertirse en Itinerario Cultural Europeo
22 septiembre 2020

Los jardines de la Alhambra, candidatos a convertirse en Itinerario Cultural Europeo

LEER MÁS
Dobla de Oro: un viaje por el pasado a través de la Alhambra y seis monumentos más
09 septiembre 2020

Dobla de Oro: un viaje por el pasado a través de la Alhambra y seis monumentos más

LEER MÁS
Visitas gratuitas a la Alhambra para los granadinos: cuándo y cómo
03 septiembre 2020

Visitas gratuitas a la Alhambra para los granadinos: cuándo y cómo

LEER MÁS

Icono comentario 1 comentario

  1. Icono avatar

    Belén / 3 years ago

    Alguna vez había escuchado algo sobre Richard Ford, pero desconocía muchos de los datos y curiosidades que se aportan en este escrito. ¡Muy interesante! Belén

Icono comentarioDeja tu comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario así como nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

La configuración de privacidad ha sido guardada
Configuracion de Privacidad

Cuando visita nuestro sitio web, este puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Esta información puede ser sobre usted, sus preferencias o su dispositivo y se utiliza principalmente para lograr que el sitio funcione como se espera. La información generalmente no lo identifica en forma directa, pero puede ofrecerle una experiencia web más personalizada. Respetamos su privacidad, por ello puede optar por excluir algunos tipos de cookies haciendo clic en cada una de las opciones que le ofrecemos a continuación. Sin embargo, si bloquea algunos tipos de cookies, su experiencia de usuario puede verse afectada y también los servicios que podemos ofrecerle.

Las cookies necesarias son inprescindibles para que el sitio web funcione correctamente y no es posible desactivarlas. Por lo general, sólo se configuran en respuesta a sus acciones realizadas al solicitar servicios, como establecer sus preferencias de privacidad, iniciar sesión o cumplimentar formularios. Puede configurar su navegador para bloquear o alertar sobre estas cookies, pero si hace esto es posible que el sitio web no funcione del todo de forma correcta. Estas cookies no almacenan ninguna información de identificación personal.

Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden ser desactivadas.
  • wordpress_gdpr_allowed_services
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined
  • _icl_current_language

Rechazar todas las cookies
Seguir navegando