Texto icono

BLOG

DEL PATRONATO DE LA ALHAMBRA Y GENERALIFE

21 junio 2021

Las voces de las viajeras de la Alhambra

La ciudad de Granada se convierte en un tema recurrente en la literatura del Romanticismo, y autores extranjeros, principalmente franceses e ingleses, no solo la usan de marco textual y motivo literario, sino que, a través de sus viajes, viven la experiencia de conocer la ciudad nazarí en primera persona. Fruto de su mirada individual e íntima deriva todo un corpus literario recogido en lo que llamamos “literatura de viajes”, muy popular entre los lectores y que ha contribuido a crear en nuestra mente una imagen idealizada de Granada.

Castile and Andalucia . Lady Louisa Tenison

“Cabalgamos apresuradamente hacia la cresta de la colina que había delante, todos ansiosos por obtener la primera vista de Granada y fue en verdad gloriosa ya que el sol poniente estaba justo en ese momento haciendo caer su dorada luz sobre las lejanas torres de la Alhambra, y la regia ciudad se levantaba ante nosotros con su corona de montañas, mientras la Vega se extendía como una alfombra verde a sus pies” (Lady Louisa Tenison).

Es en este punto nos gustaría destacar que también existe una mirada femenina que se dejó seducir por Granada y, más concretamente, por la Alhambra, dando como resultado una serie de textos que plasman sus experiencias como “viajeras románticas”. Son textos descriptivos que van dejando testimonio de los pasos de la viajera intrépida y de sus sensaciones ante una belleza que le asalta. Además, se hacen eco de todo el catálogo de leyendas populares que giran en torno al palacio nazarí y que tanto han inspirado a novelistas y poetas.

Vista de la Puerta de Elvira. J. Laurent y Cia. Madrid. (Siglo XIX). Archivo del Patronato de la Alhambra y Generalife.

¿Quién puede entrar en la capital mora sin conmoverse? –la ciudad cuyos cimientos están en las colinas y cuya conquista da lugar a una bella página en la historia. El viajero más apático se emociona cuando el carruaje pasa veloz a través de la puerta de Elvira, y una intensa sensación de excitación se siente cuando después de subir por la empinada calle de los Gomeles se hace una pausa antes de llegar a la puerta de Carlos V, ya que dentro de esta puerta están los dominios de la Alhambra. Bosques de olmos y chopos, avenidas cubiertas por altas enramadas bordean la empinada subida desde esta puerta, y coronando las alturas se ven las rojizas torres de la antigua fortaleza árabe” (Mrs. W. A. Tollemache).

A propósito, la investigadora María Antonia López-Burgos recoge en su estudio hasta un total de doce viajeras que visitaron la Alhambra y escribieron sobre ella durante el siglo XIX, testimonio, no solo de su mirada hacia Granada y su pasado, sino también del estado de la Alhambra de su presente, lo que convierte a estos textos en una fuente de información histórica sobre la conservación y evolución del monumento, resultado de una esmerada labor de restauración.

“Llegamos a la Puerta de las Granadas, un bello arco de tiempos de Carlos V, con granadas y águilas con las alas abiertas, talladas en la piedra; una granada abierta es el emblema de Granada” (Elizabeth Mary Grosvenor).

La Tour de Justice. Albert Hautecceur (1888). Archivo del Patronato de la Alhambra y Generalife.

Tienen estos textos un carácter fundamentalmente descriptivo, tanto de las formas físicas que estas viajeras pueden contemplar con admiración y asombro, como de las formas etéreas de las emociones que en su alma le producen. De esta forma, las imágenes y los sonidos quedaron indelebles grabados en sus recuerdos y en la tinta que derramó la pluma sobre el blanco papel. Ahora, siglos después, a través de la siempre mágica lectura, podemos revivir sus experiencias, recorriendo y sintiendo la Alhambra como estas intrépidas autoras y viajeras románticas lo hicieron.

“El Darro corría por debajo a nuestra izquierda y las fuentes por todas partes nos enviaban su fresca y borboteante canción. Esta deliciosa sombra, la dulce música y la refrescante armonía de aguas no te abandonan hasta que se llega a la gran entrada de la Alhambra: La Torre de la Justicia. Aquí giramos a nuestra derecha y continuamos durante un poco más de tiempo bajo esta deliciosa sombra ya que primero visitamos el Generalife (Dora Quillinan)

Galería del Patio Lindaraja. José García Ayola (Siglo XIX)

Intentamos con ello alumbrar una mirada femenina que ha sido cruelmente diluida entre las sombras de la Historia. Aquellas pocas trotamundos de antaño insuflaron el espíritu aventurero de las muchas que hoy, curiosas y valientes, escriben sus propias hazañas. Los relatos de estas mujeres nos permiten viajar en el tiempo, recorrer caminos que hoy perduran, rastrear las huellas de un gigante de nombre Romanticismo, compartir sus vivencias, anhelos y sentimientos.

Ahora tú eres la protagonista y el Mundo quiere ver a través de tu mirada, y sentir lo que tú sientes, y recorrer agarrado de tu mano cada uno de los rincones de la Alhambra.

No sabemos que admirar más en este pequeño pero exquisito reino mágico. Como niñas en una feria que hacen palmas mientras ríen de alegría cada vez que contemplan un nuevo juguete, gritando, ¡este es mejor!, ¡no, éste!, ¡no, éste! Íbamos pasando de un patio a otro, de una sala a otra, declarando que uno rivalizaba con el otro mientras seguíamos hacia adelante. Durante un momento yo mantuve que el patio de Lindaraja se llevaba la palma, en otro momento que era el de la Alberca, pero cada uno es tan perfecto a su modo que es casi imposible tener preferencia por alguno en particular. La vista de la Alberca es muy bonita en un día soleado. La primera vez que lo vimos fue cuando el sol jugaba en el agua y los reflejos con los colores del arco iris en las delicadas columnas de alabastro era mágico. Pero todo es mágico, el patio de los Leones, los Baños, el Salón de Embajadores, la Mezquita, la Sala de dos Hermanas; los jardines del Generalife…” (Matilda Betham-Edwards)”.

Viajeras de la Alhambra:

  1. GROSVENOR, Elizabeth Mary, A Narrative of a Yacht Voyage in the Mediterranean during the Years 1840-41.
  2. ROMER, Isabella Frances, The Rhone, the Darro and the Guadalquivir (1843)
  3. QUILLINAN, Dora, A Journal of a Few Months’ Residence in Portugal, and Glimpses of the South of Spain (1845)
  1. TENISON, Lady Louisa, Castile and Andalucia (1853)
  2. STUART-WORTLEY, Lady Emmeline, The Sweet South (1856)
  3. HERBERT, Lady Elizabeth, Impressions of Spain in 1866 (1866)
  4. EDWARDS, Matilda Betham, Through Spain to the Sahara (1868)
  5. TOLLEMACHE, W.A., Spanish Towns and Spanish Pictures (1869)
  6. JACKSON, Mary Catherine, Word-Sketches in the Sweet South (1873)
  7. HARVEY, Annie, J., Cositas Españolas or Every Day Life in Spain (1875)
  8. RANSAY, Mrs., A Summer in Spain (1874)
  9. MOULTON, Louise Chandler, Lazy Tours… in Spain and Elsewhere (1896)

Bibliografía:

López-Burgos del Barrio María Antonia (2007). Viajeras en la Alhambra. Signaturas Ediciones de Andalucía, S.L. (Consejería de Turismo, Comercio y Deporte. Junta de Andalucía).

Icono con un más

Te puede interesar

Descubre más temas
relacionados con esta entrada.

La Alhambra, un lugar privilegiado para reflexionar sobre las odaliscas
19 junio 2021

La Alhambra, un lugar privilegiado para reflexionar sobre las odaliscas

LEER MÁS
Más allá del convento
01 julio 2021

Más allá del convento

LEER MÁS
Los juguetes encontrados en la Alhambra
01 julio 2021

Los juguetes encontrados en la Alhambra

LEER MÁS
Torre de las Rocas
01 julio 2021

Torre de las Rocas

LEER MÁS

Icono comentarioDeja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario así como nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

La configuración de privacidad ha sido guardada
Configuracion de Privacidad

Cuando visita nuestro sitio web, este puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Esta información puede ser sobre usted, sus preferencias o su dispositivo y se utiliza principalmente para lograr que el sitio funcione como se espera. La información generalmente no lo identifica en forma directa, pero puede ofrecerle una experiencia web más personalizada. Respetamos su privacidad, por ello puede optar por excluir algunos tipos de cookies haciendo clic en cada una de las opciones que le ofrecemos a continuación. Sin embargo, si bloquea algunos tipos de cookies, su experiencia de usuario puede verse afectada y también los servicios que podemos ofrecerle.

Las cookies necesarias son inprescindibles para que el sitio web funcione correctamente y no es posible desactivarlas. Por lo general, sólo se configuran en respuesta a sus acciones realizadas al solicitar servicios, como establecer sus preferencias de privacidad, iniciar sesión o cumplimentar formularios. Puede configurar su navegador para bloquear o alertar sobre estas cookies, pero si hace esto es posible que el sitio web no funcione del todo de forma correcta. Estas cookies no almacenan ninguna información de identificación personal.

Estas cookies son necesarias para el funcionamiento del sitio web y no pueden ser desactivadas.
  • wordpress_gdpr_allowed_services
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined
  • _icl_current_language

Rechazar todas las cookies
Seguir navegando